Opinion

La agenda inconclusa: empleos

Aunque reprendido con las recientes derrotas políticas y legislativas, el Presidente Obama salió airoso en su informe de gobierno al Congreso, exhortando a los demócratas a que sigan el rumbo de la reforma al cuidado de la salud y desafiando a los republicanos a que aporten mejores ideas si es que no van a apoyar las ideas que él presenta.

En muchas maneras, fue un discurso típico de Informe de Gobierno -- largo en retórica y corto en detalles (¿qué es lo que quiso decir al ofrecer apoyo para excavación petrolera en mar abierto?), conciliador en partes, combativo en otras. Sobre todo, el presidente comprende que la economía sigue siendo la principal preocupación de todos los estadounidenses y ofreció varias iniciativas para atender el problema.

Entre sus mejores ideas están un llamado para ayudar a los negocios en pequeño a producir crecimiento en empresas privados y así generar empleos.

  Comments