Fresno

Nuevas leyes coronan el ímpetu de este año crucial en la lucha contra la fiebre del valle

El gobernador Jerry Brown promulgó a principios del mes de septiembre otro proyecto de ley en California para combatir la fiebre del valle, coronando así un año crucial para la lucha contra esta enfermedad regional que fue ignorada por los legisladores durante mucho tiempo.
El gobernador Jerry Brown promulgó a principios del mes de septiembre otro proyecto de ley en California para combatir la fiebre del valle, coronando así un año crucial para la lucha contra esta enfermedad regional que fue ignorada por los legisladores durante mucho tiempo. Vida en el Valle filed

El gobernador Jerry Brown promulgó a principios del mes de septiembre otro proyecto de ley en California para combatir la fiebre del valle, coronando así un año crucial para la lucha contra esta enfermedad regional que fue ignorada por los legisladores durante mucho tiempo.

“Ha sido un muy buen año para las familias y los residentes de California afectados por la fiebre del valle”, señaló el miembro de la Asamblea de California Rudy Salas (demócrata de Bakersfield), que lideró la campaña para obtener una serie de proyectos de ley y un aumento en los fondos destinados a esta enfermedad micótica. La fiebre del valle es una enfermedad provocada por las esporas del hongo coccidioides que crece en los suelos de la región suroeste de Estados Unidos y afecta todos los años a miles de residentes de California y Arizona.

Uno de los proyectos de ley promulgados recientemente –el proyecto de ley 1790– busca aumentar la conciencia del público y de los proveedores de cuidados de la salud sobre los síntomas, el tratamiento y el diagnóstico de esta enfermedad. En agosto, el gobernador Jerry Brown promulgó otros dos proyectos de ley sobre la fiebre del valle cuyo objetivo es remediar las fallas en el proceso de notificación de casos que puso de manifiesto la serie “Just One Breath” (Tan solo una inhalación) del Center for Health Journalism Collaborative.

Las medidas para combatir la enfermedad también han ganado notoriedad a nivel federal. El líder de la mayoría de la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy (republicano de Bakersfield) presentó recientemente un proyecto de ley que fortalecería la investigación sobre la fiebre del valle y el desarrollo de una vacuna. Junto con estos avances legislativos, el presupuesto del estado de California para el año 2018-19 destina 8.000.000 de dólares para combatir la fiebre del valle a través de la investigación y las campañas para aumentar la sensibilización.

“Genera mucho entusiasmo ver la atención que se está dedicando a buscar nuevas maneras para lidiar con esta enfermedad”, afirma Sandra Larson, miembro de la Fundación Américas de la Fiebre del Valle. “Las nuevas pruebas de diagnóstico, un mejor sistema de información y una mayor conciencia, son todos elementos que nos ayudarán en la lucha contra la coccidioidomicosis”.

Las leyes apuntan a corregir los problemas de notificación de casos de la enfermedad

El mes pasado, el gobernador Brown promulgó con su firma dos proyectos de ley que buscaban dar respuesta a los problemas observados en el proceso de notificación de casos. Los defensores esperan que estos dos proyectos de ley tengan como resultado una mayor vigilancia de la enfermedad, la que históricamente ha contado con una tasa muy baja de notificaciones.

“Una vez que podamos mostrar las cifras, podremos asignar los recursos que se merece”, afirmó Salas.

Específicamente, el proyecto de ley AB 1787establece una fecha límite para que el Departamento de Salud Pública de California determine la cantidad total de casos de fiebre del valle en todo el estado y notifique a los departamentos locales de salud acerca de cualquier cambio en el conteo, lo que podría ocurrir si un paciente fuese contado en otra localidad.

Esta fecha límite anual y el conteo oportuno asegura que todos dispongan de la misma información al mismo tiempo, garantizando así la coherencia. El estado también deberá notificar a los condados a lo largo del año en caso de que se presenten casos duplicados, para que puedan ajustar sus cifras según corresponda.

“Tener una fecha límite fija nos ayuda a mantener información más coherente y nos permite saber que estamos analizando las mismas cosas”, afirmó Kim Hernández, encargada de epidemiología del Condado Kern.

El proyecto de ley AB 1788 autoriza basarse únicamente en resultados de análisis de laboratorio altamente confiables como manera de confirmar el diagnóstico de la fiebre del valle. Anteriormente, algunos condados de California empleaban un proceso de confirmación de dos pasos que incluía resultados de laboratorio e información clínica del paciente. Este paso adicional para confirmar la información clínica causaba retrasos y algunos casos podían quedar excluidos del conteo.

“Se requiere de mucha mano de obra para dar seguimiento a cada persona”, afirma Hernández. “Es altamente probable que los residentes de un área endémica tengan la enfermedad; y esto se puede comprobar con el resultado de un análisis de laboratorio”.

El proyecto de ley (AB 1790) en espera de la firma del gobernador, busca aumentar la conciencia sobre esta enfermedad entre los departamentos locales de salud, los proveedores de cuidados de la salud y el público general. Se destinarán aproximadamente 2.000.000 de dólares del presupuesto estatal para aumentar las medidas de sensibilización. Los 6.000.000 de dólares restantes se emplearán para financiar estudios de investigación y se repartirán entre la Universidad de California y el Instituto de la Fiebre del Valle.

Los astros están alineados este año

En el pasado enero, Rob Purdie, vicepresidente de la Fundación Américas de la Fiebre del Valle, una organización sin fines de lucro, recuerda pensar en el 2018 como el año en que “los astros están alineados para la fiebre del valle”.

El momento no se perdió, algo que Purdie y otras partes interesadas atribuyen en parte a la creciente atención en los medios, alimentada por los reportajes en profundidad realizados por el Center for Health Journalism Collaborative. En 2012, la agrupación Collaborative comenzó a informar sobre la fiebre del valle, generando una mayor atención sobre una enfermedad desconocida por muchas personas fuera de las regiones endémicas. En la serie “Just One Breath” (Tan solo una inhalación), el Center for Health Journalism Collaborative explicó lo que ocurre cuando una persona inhala las esporas microscópicas de este hongo. Si bien algunas personas no manifiestan síntomas, las esporas causan estragos en otras, provocando problemas de salud crónicos o incluso la muerte.

En los últimos seis años, el Center for Health Journalism Collaborative —compuesto por Bakersfield Californian, Radio Bilingüe en Fresno, Valley Public Radio en Fresno y Bakersfield, Vida en el Valle en Fresno, The Voice of OC en Santa Ana, Hanford Sentinel, The Arizona Daily Star in Tucson, La Estrella de Tucson y CenterforHealthJournalism.org— publicó docenas de artículos sobre la fiebre del valle.

Un equipo colaborativo de periodistas que representan medios informativos en California y Arizona publicaron artículos en inglés y en español para su difusión impresa, en línea y en programas de radio. Dejaron de lado la competitividad para compartir el trabajo periodístico a fin de captar la atención y hablar sobre esta epidemia ignorada durante mucho tiempo — una estrategia elogiada por The Columbia Journalism Review y los legisladores que decidieron tomar medidas.

“La cobetura original e informativa {del Center for Health Journalism} ha tenido un impacto considerable y ha dado forma a mi propia postura”, señala Salas. “Ha generado un gran impacto porque logró un cambio en las políticas y ayudó a las familias en las diversas regiones del estado”.

Este trabajo periodístico sostenido ha jugado un papel importante en mantener presente este enfermedad en el público, señaló el Dr. John Galgiani, director de Centro para la Excelencia sobre Estudios de Fiebre del Valle de la Universidad de Arizona.

“La repetición tiene su propio impacto”, afirmó. “Si la historia se cuenta una sola vez, muere. Pero si la volvemos a contar una y otra vez, la gente la recuerda”.

A pesar de los avances a nivel legislativo y económico alcanzados este año, necesitamos hacer más, agrega el Dr. Galgiani. Instó a un “cambio de paradigma” en el que se destinen fondos para desarrollar un tratamiento promisorio. “Los 8.000.000 millones de dólares son útiles, pero no van a darnos una vacuna... Creo que ayuda a captar más atención a este problema y que eso genere más apoyo”.

La cantidad de casos de fiebre del valle el año pasado aumentaron por cuarto año consecutivo en las zonas altamente endémicas del Condado Kern, cobrando nueve vidas ese año solamente. En el año 2017 se alcanzó una cifra récord en todo el estado por segundo año consecutivo, llegando a un total de 7.466 casos, casi 2.000 casos más que en 2016. Y el estado de Arizona registró 6.885 casos en 2017, un aumento en comparación con los 6.101 casos del año anterior.

Sobre este Proyecto

Este Proyecto es resultado de un emprendimiento del Center for Health Journalism Collaborative, que actualmente comprende al Bakersfield Californian, Radio Bilingüe de Fresno, Valley Public Radio de Fresno y Bakersfield, Vida en el Valle de Fresno, Voice of OC de Santa Ana, Arizona Daily Star de Tucson, La Estrella de Tucsón y CenterforHealthJournalism.org. Este Proyecto en colaboración es iniciativa del Center for Health Journalism de la Facultad Annenberg de Comunicaciones y Periodismo de la University of Southern California.

Para leer nuestro trabajo previo sobre la fiebre del valle, visite http://www.centerforhealthjournalism.org/valleyfever.

  Comments