Nation & World

Comienza el viernes programa de reembolso por electrodomésticos

El programa floridano de reembolso por la compra de equipos electrodomésticos de alta eficiencia podría durar muy poco. Los reembolsos, 20 por ciento del precio de compra, se comenzarán a ofrecer el viernes a las 11 a.m.

Aunque técnicamente el programa concluye el 25 de abril, nadie espera que los $17.5 millones duren más de unas horas. Se calcula que los fondos son suficientes para subsidiar unos 66,000 electrodomésticos.

"Más gente quedará desencantada que contenta'', dijo Brenda Buchan, jefa de analistas de la oficina de Energía del gobernador Charlie Crist, que administra el programa.

Texas, que otorgó unos $23 millones en subsidios este mes, se quedó sin dinero en unas dos horas.

Los estados y territorios del país se dividen unos $300 millones del plan de estímulo federal del año pasado. El dinero se otorga sobre la base de la población y cada estado lo maneja de forma diferente.

En la Florida, los reembolsos sólo se otorgan por la compra de refrigeradores, lavaplatos, congeladores, lavadoras (pero no secadoras), acondicionadores de aire para una habitación y calentadores de agua a gas aprobados por el programa Energy Star, que por lo general son más caros que los que no cumplen los requisitos de eficiencia federales.

Los fabricantes entregan la información de cuánta energía usan los equipos. Pero el programa ha sido objeto de críticas después de

una reciente investigación de la Oficina de Fiscalización Gubernamental (GAO). Quince equipos ficticios creados por la GAO recibieron la aprobación del programa Energy Star, como un presunto reloj que funcionaba con gas. Desde entonces, la Dirección de Protección Ambiental y el Departamento de Energía, que dirigen el programa Energy Star, han prometido someter a pruebas todos los productos antes de aprobarlos.

En Texas los consumidores se inscribieron antes de que comenzara el programa para poder recibir el reembolso antes de comprar el equipo.

En la Florida hay que comprarlo primero, y entonces solicitar el reembolso, lo que garantiza una inyección de actividad para la débil economía.

"Creo que será un buen día para los minoristas de la Florida'', dijo Buchan. "En las condiciones económicas que tenemos, esto es positivo''.

El cauteloso pronóstico estatal del efecto económico del programa es de $62 millones, agregó, y aproximadamente $4 millones en ingresos por concepto del impuesto a las ventas.

En Texas, la portavoz Allen Spelce dijo que los sistemas de internet y teléfonos instalados por un contratista colapsaron rápidamente después de que comenzó la inscripción. Los problemas fueron de tal magnitud que Susan Combs, contralor de cuentas públicas de Texas, publicó en su página de internet una fuerte crítica del contratista y no le ha pagado.

El estado decidió permitir la inscripción antes de la venta, dijo, porque no quería que la gente comprara los equipos sin saber cómo conseguir el reembolso. La lista de espera de reembolsos en Texas tiene casi 60,000 nombres.

"Es un programa muy popular'', dijo Spelce. "Prepárense''.

Los minoristas dicen que incluso sin el reembolso, las ofertas especiales creadas para coincidir con el programa lo hacen muy atractivo.

"Los clientes pueden ahorrar entre 45 y 65 por ciento'', dijo Doug Moore, encargado de equipos electrodomésticos de Sears.

Muchas tiendas abrirán más temprano que de costumbre, como Sears y Brandsmart, y algunas ofrecen ayuda para solicitar el reembolso en internet y recibirlo en la tienda.

La solicitud del reembolso tiene que hacerse en la página de internet rebates.com/florida. Buchan dijo que el estado decidió no ofrecer los reembolsos por teléfono debido al costo y a problemas logísticos.

De instalar un sistema telefónico, habría que pagarlo del mismo dinero asignado a los reembolsos. Buchan dijo que el estado usa $70,000 para dirigir el programa y procesar los reembolsos.

"Teníamos la opción de gastar entre $500,000 y $700,000 en un sistema telefónico o poner ese dinero en los bolsillos de la gente'', dijo. "Decidimos dar el dinero a la gente''.

Cada núcleo familiar puede solicitar hasta $1,500 en reembolsos, incluido dinero de bonificación por reciclar aparatos viejos. Sólo se puede solicitar el reembolso por un aparato.

Buchan espera que los que consigan el reembolso en forma de tarjetas prepagadas de American Express, compren otras cosas.

"Quiero que usen el dinero en un parque de diversiones de la Florida o para comprar ropa para la escuela o cualquier cosa que estimule la economía'', dijo.

Ashley Labrie, de Pembroke Pines, estaba esperando el programa de reembolsos. Labrie compró una casa en ejecución hipotecaria el año pasado y tenía electrodomésticos viejos. Incluso pidió el día libre en el trabajo para asegurar su participación en el programa.

Pero después de investigar el asunto, seguir la pista a los precios y lidiar con las tiendas, compró sus aparatos sin reembolso.

"Lo mejor, todavía tengo el día 16 libre y probablemente lo pase en un spa con el dinero que me ahorré'', dijo Labrie, de 26 años. "Me alegro de no tener que esperar''.

  Comments