Nation & World

Estudiante muere acuchillado en FIU

El estudiante y jugador de fútbol americano de la Universidad Internacional de la Florida (FIU) Kendall Berry murió acuchillado en el recinto universitario durante la noche del jueves, según confirmaron fuentes de la institución.

Berry, de 22 años y originario de Haines City, Florida, fue acuchillado en el campus Modesto A. Maidique de FIU, ubicado en el oeste de Miami.

Testigos indicaron que dos hombres fueron vistos discutiendo fuera de los gimnasios de la universidad alrededor de las 9 PM y la pelea terminó en que uno acuchilló al otro, según informó el portavoz de la policía de Miami-Dade, el detective Javier Báez.

Berry murió camino al hospital, dijo Báez, quien indicó que la polícia estaba entrevistando a los testigos del hecho pero que no había capturado a ningún culpable hasta el momento.

Las autoridades universitarias informaron que las prácticas de footbal de primavera han sido suspendidas indefinidamente.

"Le enviamos nuestras condolencias y oraciones a la familia de Kendall", dijo el presidente de FIU, Mark B. Rosenberg. "Estamos aqui para apoyarlos a ellos y a la comunidad de nuestra universidad durante esta tragedia".

El directorio atlético de la universidad describe a Berry, que jugaba con el número 19, como un hombre de 6 pies de alto y 188 libras de peso. El estudiante no pudo jugar en las temporadas del 2007 y 2008 por problemas en las rodillas.

Uno de los mejores juegos de Berry como miembro del equipo de los Golden Panthers terminó en derrota contra Middle Tennessee en noviembre del 2009. Berry, quien fue descrito como "un ex quarterback de secundaria transformado en un recibidor transformado en un corredor" en la reseña del juego publicada en The Miami Herald, corrió 103 yardas y anotó 3 touchdowns.

FIU confirmó que los padres del jugador, Derrick y Mellissicia Spillman, han sido notificados. Berry tenía siete hermanos y fue n atleta estrella de la escuela secundaria de Haines City, en Florida, donde jugó football y practicó atletismo.

Los reporteros del Miami Herald Jennifer Lebovich y Adam Beasley contribuyeron con esta historia.

  Comments