Nation & World

Despedido director de Presupuesto de Miami

Michael Boudreaux, director de Presupuesto de Miami, fue despedido el lunes, apenas dos semanas después que el nuevo administrador del municipio inició un riguroso análisis de los problemas financieros de la ciudad.

Carlos Migoya, administrador de Miami, dijo que tomó la decision de despedir a Boudreaux luego de estudiar una serie de transferencias de dinero de cuentas capitales al fondo general del municipio, dinero que se utilizó para equilibrar el presupuesto en el 2007 y el 2008.

Trasladar los fondos, dijo Migoya, fue una decision correcta, pero convirtió a Boudreaux en responsable al no detener el movimiento en los proyectos cuyos fondos se emplearon.

Boudreaux argumentó que el dinero provino de proyectos terminados o muertos durante mucho tiempo, aunque Migoya dijo que su revisión concluyó que todavía se gastaba dinero en muchas de las iniciativas de las que se tomó el dinero.

Migoya dijo que, si bien Larry Spring, jefe de Finanzas, Diana Gómez, directora de Finanzas, y Pete Hernández, ex administrador del municipio, estaban al tanto y firmaron los traslados de fondos, Boudreaux era el responsable de poner fin a los proyectos del Departamento de Mejoras Capitales.

``No se les dijo a las personas de Mejoras Capitales que dejaran de gastar dinero en los proyectos'', dijo Migoya.

Michael Pizzi, abogado de Boudreaux, dijo que su cliente era un ``chivo espiatorio conveniente'', y afirmó que no parará hasta que su nombre quede limpio de toda culpa.

``Estamos considerando presentar una demanda por terminar un contrato de forma arbitraria'', dijo Pizzi. ``Están tratando de hacer aparecer a Mike como el culpable de decisiones que tomaron otras personas a quienes se les informó por completo de la situación, entre ellos funcionarios electos''.

Migoya dijo que Boudreaux, que ganaba $190,000 anuales entre salario y beneficios, no recibirá ningún pago por compensación, aunque sí cualquier dinero de pensión o de beneficios que se le deba.

Spring fungirá como director de Presupuesto hasta que Migoya nombre a un sustituto permanente.

Migoya, banquero de profesión, fue llamado por el alcalde Tomás Regalado para reemplazar a Hernández luego que éste renunció a su cargo, y para tratar de solucionar los problemas financieros del municipio, tan graves que el fondo de reservas podría quedar agotado en el plazo de un año.

  Comments