Nation & World

Cae la venta de casas en Miami y Broward

El mercado de la vivienda en el sur de la Florida se vio afectado en enero, cuando las ventas de casas tuvieron una disminución de dos dígitos en comparación con diciembre.

El descenso no fue inesperado porque, históricamente, las ventas en los dos primeros meses del año son lentas. Sin embargo, fue un recordatorio de que el camino de la recuperación económica no va a ser una línea recta.

El número de ventas de casas en Miami-Dade bajó 30 por ciento de diciembre a enero, en lo que el precio mediano de las ventas para una casa unifamiliar disminuyó 10 por ciento, a $183,400, según reportó el viernes Florida Realtors. En Broward, las ventas bajaron 37 por ciento y el precio mediano cayó 15 por ciento, a $180,000.

Las ventas de condominios en Miami-Dade cayeron 30 por ciento en enero versus diciembre, en lo que los precios bajaron 4 por ciento, a $141,700. Y en Broward, las ventas de condos bajaron 18 por ciento, en una disminución de precios de 14 por ciento, a $69,500.

Con todo, en comparación con los anémicos niveles del año pasado, las ventas mejoraron significativamente. Mientras las ventas de casas unifamiliares subieron 7 por ciento en Miami y 5 por ciento en Broward, versus enero de 2009, las ventas de condos subieron 47 por ciento en Broward y 42 por ciento en Miami. "Estábamos en un agujero muy negro pero estamos saliendo lentamente del mismo'', dijo Ron Shuffield, el presidente de EWM Realtors.

Pero con los embargos y las ventas cortas, representando alrededor de 60 por ciento de todas las ventas, y la dificultad de encontrar hipotecas, poca gente está esperando que el mercado tenga una recuperación muy vigorosa este año. Y algunos creen que el mercado todavía no ha tocado fondo.

Aunque los precios de las casas que valen $250,000 o más probablemente se hayan estabilizado, las casas y los condos de mayor precio pudieran ver una adicional disminución de precios este año, de entre 5 y 15 por ciento, en lo que la crisis de los embargos hipotecarios asciende por la escalera socioeconómica, dijo Jack McCabe, un analista de inmobiliario.

"El fondo del mercado es bastante estable'', dijo. Pero muchas propiedades suntuarias fueron compradas con hipotecas de tasa ajustable que van a ser ajustadas este año.

"Uno pudiera estar viendo casas de $2 millones que se van a poder comprar por $750,000'', dijo. "No preveo ningún aumento real en las ventas durante el resto del año''.

Aunque el inventario general de casas y condos sin vender sigue disminuyendo, la capacidad del mercado de abosorber las unidades resultó golpeada en enero.

Según la información suministrada por EWM Realtors, en enero hubo 8,258 casas en venta en Miami-Dade. A la actual tasa de ventas, llevaría 15.1 meses acabar con el inventario, en comparación con 9.6 meses en diciembre. En Broward habían 6,593 casas en venta, lo que llevaría 11 meses en absorber, la tasa más lenta desde abril.

Con todo, en comparación con un año atrás, cuando había un atraso de dos años en algunas categorías de viviendas, las cifras han mejorado mucho.

La información sobre las viviendas locales coincidía con las cifras nacionales de ventas, que bajaron por el segundo mes consecutivo en enero, a su nivel más bajo desde el verano.

La Asociación Nacional de Vendedores de Bienes Raíces dijo que las ventas cayeron 7.2 por ciento a una tasa ajustada para la temporada de 5.05 millones de unidades, de un ritmo revisado hacia abajo de 5.44 millones en diciembre. Los resultados fueorn mucho peores de lo previsto, en lo que los economistas esperaban una ligera mejoría, a una tasa de 5.5 millones.

El precio mediano de las ventas para todas las casas fue de $164,700, sin cambio desde hace un año y con una disminución de 3.4 por ciento desde diciembre.

Uno de los factores que han afectado las ventas en algunas partes del país ha sido el insólito frío que paralizó a algunos potenciales compradores.

"Con todo, la última disminución mensual de las ventas no es alentadora y suscita preocupaciones sobre la fortaleza de la recuperación'', djo Lawrence Yun, el principal economista de la Asociación Nacional de Vendedores de Bienes Raíces.

Las noticias de la vivienda llegaron el mismo día en que el Departamento de Comercio aumentó su estimado de crecimiento para el último trimestre del 2009 de 5.7 por ciento a 5.9 por ciento. Es el mejor desempeño en seis años pero la mayoría de los analistas esperan que el crecimiento se frene durante el actual trimestre, que termina en marzo.

Para muchos vendedores de bienes raíces locales, las cifras de ventas del viernes chocaron con lo que están viendo en la calle.

Alicia Cervera Lamadrid, la presidenta de Related Cervera Realty Services, dijo que su oficina dio una fiesta el miércoles para celebrar haber cerrado las ventas de 100 apartamentos en los últimos tres meses en la torre de condominios ICON en el downtown de Miami.

"Estoy sorprendida porque creo que los negocios están aumentando. Estamos viendo un aumento del tráfico'', dijo. "Hemos tenido un enero y febrero fabulosos''.

Pero a pesar de todo, muchos clientes que hubieran sido considerados como confiables a la hora de otorgarles un préstamo hace unos cuantos años, ahora están luchando por conseguir un crédito.

Tomando distancia de la volatilidad de los números de un mes a otro, está claro que el mercado está en alza, dijo Mike Cannon, un analista de bienes inmobiliarios. De acuerdo con sus cálculos, el mercado tocó fondo hace ocho meses. Pero la reacción de los bancos ha sido lenta.

"Los prestamistas siempre son los últimos en saber'', afirmó. "Siempre son los últimos en saber cuando (el mercado) va a subir y los últimos en saber cuando ha tocado fondo''. Esta información fue complementada con los servicios de la Associated Press.

  Comments