Nation & World

Informe denuncia apoyo de Caracas a guerrilla colombiana

El gobierno de Venezuela apoya a la guerrilla colombiana mientras que el cada vez menos popular presidente Hugo Chávez se empeña en imponer un sistema autoritario que está socavando las instituciones democráticas de su país, señaló el reporte anual de los servicios de inteligencia del gobierno de Estados Unidos.

"Chávez continúa con su apoyo encubierto a las terroristas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia'', señala el reporte en el que los analistas advirtieron que los servicios de inteligencia del país suramericano están combatiendo la influencia de EEUU en la región mediante el apoyo de "grupos insurgentes''.

Según el reporte, Chávez ha coartado la libertad de expresión y la actividad de la oposición cerrando medios de comunicación independientes, acosando y deteniendo manifestantes y amenazando líderes de oposición con acusaciones penales.

En la sección dedicada a Cuba, el informe considera que el gobierno de la isla ha dado pocas señales de acercamiento a Estados Unidos y que sin el subsidio petrolero de Venezuela, "la severa situación económica'' de la isla "será aún peor''.

Los analistas no descartan que ante la incapacidad de manejar el descontento por las condiciones económicas de Cuba, "el gobierno podría permitir a más cubanos salir de su país''.

Entretanto se espera que las relaciones de Venezuela con Irán, Rusia y China continuarán estrechándose, advierten los analistas.

En los últimos cinco años Venezuela ha comprado más de $6,000 millones a Rusia en armamento así como helicópteros, tanques y misiles tierra aire, lo que ha desatado una creciente preocupación en los países vecinos, especialmente Colombia, señala el estudio.

Sin embargo, agrega, está por verse si Venezuela está preparada para usar estos equipos.

"En papel, las adquisiciones son impresionantes, pero a las fuerzas armadas de Venezuela les falta entrenamiento y logística para usar estos en toda su capacidad'', agrega el informe.

El gobierno de Venezuela rechazó categóricamente la evaluación de los organismos de inteligencia estadounidenses, pero en su respuesta no hizo ninguna referencia específica a la acusación de la supuesta complicidad con la guerrillas de las FARC.

Sin citar ningún ejemplo, el embajador en Washington D.C. Bernardo Alvarez Herrera, afirmó que Venezuela "ataca las condiciones que permiten al terrorismo crecer''

En una carta dirigida a la senadora Dianne Feinstein, presidenta de la Comisión de Inteligencia del Senado, quien reveló el informe el jueves, el diplomático se quejó de que, al igual que en los años pasados, "el reporte está lleno de acusaciones cínicas y motivadas políticamente'' contra su país.

Alvarez advirtió que Venezuela está percibiendo una vez más "intentos por criminalizar'' su gobierno y "alentar sectores de la oposición venezolana que están buscando vías no democráticas para llegar al poder''.

Elaborado por varios organismos de inteligencia como la Central de Inteligencia, (CIA) y el Buró Federal de Investigaciones (FBI), el reporte destaca la relación ‘‘problemática'' entre Chávez y el presidente colombiano Alvaro Uribe y el empeño del mandatario venezolano de continuar torpedeando cualquier esfuerzo de EEUU en la región.

Los analistas advierten que se puede esperar que Chávez y sus gobiernos aliados de Cuba, Bolivia, Ecuador, Nicaragua y recientemente Honduras, continúen oponiéndose sistemáticamente a cualquier iniciativa de Estados Unidos en América Latina, incluyendo la expansión de los acuerdos de libre comercio y los programas de cooperación para la lucha contra las drogas y el terrorismo.

Alvarez respondió que su gobierno ha asumido una política de lucha contra el narcotráfico que se aparta del "fracasado modelo militar'' de atacar solo el lado de la oferta.

Llamó la atención sobre el hecho de que las confiscaciones de droga en Venezuela aumentaron en un 38 por ciento después del 2005, el año en que su gobierno suprimió unilaterlamente la cooperación con la Agencia Federal de Lucha contra las Drogas (DEA).

En su carta el embajador afirmó que, contrario a lo que dice el reporte, no existe un sentimiento "antiestadounidense'' en el gobierno de Venezuela.

"Sin embargo rechazamos políticas imperialistas que dicten el tipo de desarrollo y democracia que debenmos buscar'', escribió Alvarez.

El reporte de inteligencia registra el hecho de que Chávez está perdiendo popularidad significativamente como resultado de sus medidas represivas, el aumento de la inflación, los recortes de agua y electricidad lo que "propicia preguntas sobre su futuro político a largo plazo''.

  Comments