Nation & World

Chávez será 'radical' con quienes intenten derrocarlo

El presidente de Venezuela Hugo Chávez advirtió el jueves que dará una respuesta ‘‘radical'' a quienes intenten un golpe de Estado, afirmando "que hay grupos'' que están haciendo contacto con militares activos para preparar un plan de ‘‘desestabilización''.

"Hay grupos que están llamando a militares activos, incitándolos. Les recomiendo que no lo hagan porque, delante del país, les juro que mi respuesta sería a fondo'', advirtió Chávez en un acto transmitido en cadena obligatoria de radio y televisión y cuyos fragmentos reprodujo la Agencia France Presse. "Advierto, que nadie se equivoque, la respuesta que yo comandaría sería radical'', reiteró.

Según Chávez, sus opositores están alentando protestas ciudadanas, principalmente de estudiantes, para desestabilizar a su gobierno y "llamar a la rebelión'', con el objetivo de reeditar el golpe de Estado que en abril del 2002 lo alejó durante tres días del poder.

"Voy a subrayar mi advertencia. Olvídense que la Fuerza Armada va a apoyar un golpe de Estado en Venezuela'', insistió, asegurando que ya él no es "el Chávez del 2002''.

"¿Quieren probarme a mí? Sigan por el camino y lo lograrán. Yo acepto los retos y me someto a cualquier prueba de fuego'', enfatizó.

Durante una larga alocución nacional de transmisión obligatoria, el mandatario leyó unos artículos de prensa que atribuyó a sus opositores en los que se asegura que su ‘‘revolución'' socialista "fracasó'', según reportes de la agencia EFE.

Chávez afirmó, a lo largo de su discurso, que el socialismo es el único camino que garantiza la paz, la justicia e incluso la supervivencia de la raza humana.

El mandatario volvió nuevamente a amenazar con "radicalizar'' el proceso de cambios que lidera desde hace una década si la oposición supuestamente insiste en irse por el camino del golpismo para sacarlo del poder.

El "discurso golpista'', para supuestamente soliviantar a las tropas venezolanas ‘‘ya cogió calle otra vez'', pero "hoy es imposible un golpe de derecha en Venezuela'', aseveró Chávez.

Reiteró además la propuesta de que sus detractores recojan las firmas necesarias para activar un referendo revocatorio de su mandato y que sea el pueblo el que decida su permanencia.

"Si por esa vía [la democrática] me sacaran, me iría, pero por ninguna otra lo aceptaré, ni el pueblo ni la Fuerza Armada'', afirmó Chávez.

En las últimas semanas, el mandatario ha insistido en retar a la oposición que intente sacarlo del gobierno mediante un referendo revocatorio, "a ver si pueden'' lograr ese objetivo.

Los pocos portavoces opositores que se han referido al asunto han negado que pretendan convocar un referendo revocatorio y han dicho que Chávez insiste en ello para desviar la atención pública de los problemas económicos y sociales.

El gobierno de Chávez, en el poder desde 1999, ha enfrentado en los últimos días numerosas protestas por la salida del aire del canal RCTV, que operaba por cable tras no serle renovada la frecuencia de su señal abierta en el 2007.

Al respecto, el presidente venezolano indicó el jueves que los estudiantes de la oposición que protestan en las calles "son marionetas'' de una "derecha fascista que busca muertos'' adicionales a los dos ya registrados esta semana.

"No nos dejemos arrastrar de nuevo por estos grupos fascistas que no son sólo los que están en la calles'' manifestándose contra su gobierno, porque detrás de ellos está ‘‘la derecha, el fascismo que los maneja como marionetas'', aseguró.

El jefe de Estado reveló que en la madrugada del jueves en Mérida dos soldados fueron ‘‘ametrallados'', que uno de ellos se encuentra en estado grave, y que en la céntrica ciudad de Barquisimeto las manifestaciones opositoras llegaron en la noche de ayer a las cercanías de un regimiento.

"Están buscando muertos, porque tumbar al gobierno no lo van a lograr. Están buscando violencia, muertos; buscando que un soldado pierda el control'', insistió tras invitar "al país serio y decente'' a condenar este tipo de hechos.

Pero en las protestas también han aflorado otros temas, como las altas tasas de delincuencia y homicidios que golpea al país, los recortes en los suministros de agua y de luz y una inflación de más de 25 por ciento, la más alta de la región.

En caso de que ahora triunfaran mediante "la intervención del imperio benefactor'', agregó con sarcasmo, Chávez se preguntó: "¿En qué se convertiría Venezuela si vuelven a tomar el gobierno quienes [antes de su llegada al poder en 1999] mataron y torturaron?"

"Hoy es imposible un golpe de derecha en Venezuela'', consideró Chávez, asegurando que "si lo obligan'' está dispuesto a comandar una revolución de izquierda.

"Pero prefiero que las cosas sigan el desarrollo que han venido teniendo'', zanjó.

Según reportes de la Associated Press, agentes de la policía se enfrentaron el jueves con miles de estudiantes que realizaron protestas callejeras en la capital venezolana, en contra de la suspensión de las transmisiones por cable de RCTV.

Los manifestantes están inconformes con que el gobierno de Chávez obligara a las operadoras de televisión por suscripción a sacar la señal de RCTV, un canal crítico del gobierno.

Los policías dispararon gases lacrimógenos para dispersar a grupos de jóvenes que lanzaban piedras. El incidente ocurrió luego de que miles de estudiantes de las mayores universidades del país marcharon hasta la sede de la corporación estatal de electricidad, para manifestar también contra el racionamiento eléctrico que mantiene el gobierno en varias ciudades del interior.

El dirigente estudiantil Nizar El Sakih aseguró a la prensa que "no vamos a permitir que en Venezuela se sigan cerrando los medios que dicen la verdad y no vamos a permitir que la ineptitud y la ineficacia sigan''.

"Ante el discurso violento, ante el discurso que pretende cerrarnos los espacios de discusión (...) está una juventud que cree que podemos construir un futuro mejor'', añadió El Sakih criticando la represión de las protestas callejeras de los últimos días en las principales ciudades del país.

Related stories from Vida en el Valle

  Comments