Nation & World

Se deteriora la seguridad en Haití ; continúan problemas para entregar la ayuda

PUERTO PRINCIPE – La seguridad seguía deteriorándose en Puerto Príncipe el viernes a pesar de que las comunicaciones se habían restaurado parcialmente, y la ayuda aérea de Estados Unidos ya empezó a llegar al azotado país vecino.

Según testigos, los frustrados sobrevivientes han comenzado a bloquear algunas arterias cercanas a la capital con cadáveres, y grupos de hombres han sido vistos recorriendo las calles armados con machetes.

El Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas dijo que sus almacenes en la capital han sido saqueados, y que no sabe cuánto queda de las 15,000 toneladas de alimentos que tenían guardados en ellos, informó la Associated Press. Las fuerzas armadas de Brasil le advirtieron a los grupos de ayuda que agregaran seguridad a los esfuerzos de ayuda.

Cuatro escampavías del Servicio Guardacostas de EE.UU. llegaron a Haití para brindar ayuda y evacuar a los heridos, dijo en una declaración Janet Napolitano, secretaria de Seguridad Interior.

El portaaviones nuclear USS Vinson se encuentra también en el área, y ya completó su primera misión el viernes. Helicópteros Seahawks sobrevolaron las zonas destruidas para evaluar los daños, e identificar las áreas donde se puede aterrizar con la ayuda que hace falta. Varios helicópteros H-53 despegaron del barco, y entregaron agua en el aeropuerto.

La División de Aerotransporte 82 llegó también a la devastada capital haitiana para reforzar la seguridad en las distribuciones de suministros, agua y alimentos.

La Marina de Guerra y el Servicio Guardacostas están utilizando la Base Naval de Guantánamo como estación para sacar a los ciudadanos norteamericanos lesionados fuera de Haití, dijo José Ruiz, portavoz del Comando Sur, con sede en Miami. Ruiz dijo que por el momento no tenía más comentarios acerca de emplearla base en una misión humanitaria de mayor envergadura, si bien la base fue equipada para albergar 10,000 refugiados en tiendas de campaña.

Related stories from Vida en el Valle

  Comments