Nation & World

Miami cambia estrategia para atraer a los turistas

La ruta turística Mumbai-Miami tendrá que esperar.

Enfrentada a casi $5 millones en reducciones de presupuesto y posibles despidos, la Oficina de Convenciones y Visitantes del Gran Miami recientemente eliminó a la India de su radar de mercadotecnia a favor de objetivos más alcanzables.

"Vamos a concentrarnos en Nueva York, en Brasil'', dijo Rolando Aedo, vicepresidente de mercadotecnia de la entidad. "Estamos atrincherándonos''.

Después de cinco años de vacas gordas, las oficinas de turismo del sur de la Florida han decidido cambiar sus tradicionales planes ofensivos por una táctica de defensa.

Las ambiciosas incursiones en mercados lejanos se han eliminado para recuperar el terreno perdido en fuentes de turistas tradicionales como Filadelfia y Nueva York, así mercados extranjeros clave como Sao Paulo y Toronto. Los esfuerzos sutiles de comercialización se han cambiado por alicientes directos al bolsillo de los viajeros al ofrecer habitaciones de hotel gratis y cupones.

Los expertos en mercadotecnia que antes tenían la libertad de implementar estrategias osadas, se ven atrapados en la realidad económica. "No estamos intentando hacer nada nuevo'', dijo Harold Wheeler, director de turismo de los Cayos. "Más bien, estamos regresando a las estrategias básicas''.

El dinero domina buena parte de la nueva onda sobria de la mercadotecnia turística. Los ingresos del impuesto hotelero, que financia las oficinas de turismo, han bajado entre 12 y 17 por ciento, lo que a obligado a implementar programas austeros mientras las autoridades preparan sus presupuestos para el año fiscal que comienza el primero de octubre.

Los pronósticos condales indican que la oficina del Gran Miami perderá alrededor del 25 por ciento de su presupuesto de $21 millones, y la de Broward 28 por ciento, a $13.5 millones.

El único ejemplo positivo en materia de ganancias es Monroe, en el que la oficina de los Cayos espera un aumento del presupuesto porque el gobierno condal aumentó el impuesto hotelero del 4 al 5 por ciento.

Los ingresos por concepto de impuestos no han bajado lo suficiente como para hacer que ninguna de las oficinas locales del turismo reduzca sus gastos de publicidad, según los ejecutivos. Pero la entidad estatal de turismo, Visit Florida, planea una reducción de presupuesto sustancial tras perder $10 millones en financiamiento del gobierno estatal.

Entre las víctimas del presupuesto de $35 millones de Visit Florida: la publicidad de vacaciones en Gran Bretaña y una campaña de televisión de un año en Estados Unidos. En lugar de eso, Visit Florida centrará su publicidad impresa y en internet en los seis mayores mercados nacionales de la Florida y en Toronto, dijo Will Seccombe, director de Mercadotecnia de la entidad.

"Con la escasez viene la claridad'', dijo.

Problemas presupuestarios aparte, la difícil situación económica obliga a los destinos turísticos a cambiar su mensaje al público viajero. Durante la mayor parte de la década, los destinos turísticos del sur de la Florida trataron de presentarse como los mejores lugares para pasar las vacaciones --ya sea por ser chic (Miami), pintoresco (los Cayos) o relajado (Fort Lauderdale).

Pero con la pronunciada baja en el gasto del consumidor, esos tres destinos se concentran, de una manera u otra, en el mismo mensaje: ahorro.

En las propuestas a los planificadores de convenciones, la Oficina de Turismo del Gran Miami subraya indirectamente una baja de 14 por ciento en el precio de las habitaciones como una oportunidad para conseguir una ganga en uno de los destinos turísticos más caros del país. ‘‘Provocativamente rentable'', dice un anuncio.

Hace un año Broward se concentró en en anunciar a Fort Lauderdale como un lugar "relajado, pero exclusivo'', aludiendo a la inauguración de varios hoteles de lujo en la playa.

"Nuestro mensaje sigue siendo el lujo asequible, pero ahora subrayamos lo asequible'', dijo Nicki Grossman, directora de Turismo de Broward.

  Comments