Nation & World

Después de muerto, padre de Broward podría recuperar sus derechos

En vida, el hombre fue un mal padre. Su amor por las drogas era mayor que su amor por los hijos, decidió un juez de Broward, y dio por terminado sus derechos como padre sobre su hija pequeña.

Pero antes de que su apelación ante la orden del juez llegara a su conclusión, el padre que se conoce en los documentos judiciales como C.A. murió cuando fue atropellado por un vehículo.

Ahora, una corte de apelaciones se pregunta si la pequeña niña debería conservar a su padre después de todo.

En un caso que se cree sería el primero de su clase en la Florida, la Corte de Apelaciones del Distrito Cuarto en West Palm Beach le ordenó al juez de Circuito de Broward John Frusciante que reconsidere su orden que da por terminado los derechos de C.A. como padre. Tal vez, dijo la corte, resulta está ''en los mejores intereses'' de la niña mantener una relación con C.A. ahora que está muerto.

En juego hay una gran suma de dinero. Si la niña —cuyo nombre no se ha mencionado en la decisión de la corte de apelaciones— no tiene lazos legales con su padre, entonces no tendrá derecho a reclamar ningún dinero de una demanda por homicidio involuntario que están pidiendo los herederos del padre, dijo la corte.

Entretanto, varios expertos en bienestar infantil, entre ellos Frusciante, dijeron que la determinación parece ser la primera vez que se le pide a un juez de la Florida que le devuelva los derechos a un padre después de la muerte de éste.

``Obviamente, este caso presenta algunos serios problemas con los que no hemos lidiado antes'', dijo Frusciante.

Por su parte, Paolo Annino, director del Centro de Leyes del Interés Público de la Universidad Estatal de la Florida (FSU), dijo : ``Nunca he visto que el Departamento de Salud y Servicios de Rehabilitación, o su sucesor, el Departamento de Niños y Familias (DCF), terminen los derechos paternos de una persona y luego desestimen su propia decisión''.

Y mucho menos después de la muerte de un padre, agregó Annino.

C.A. y su esposa tuvieron dos hijos, una niña que ahora tiene 13 años, y su hermano de 16 años, le dijeron a The Miami Herald fuentes cercanas al caso. Los dos menores han permanecido bajo la custodia del Estado de la Florida durante largo tiempo en tanto funcionarios del bienestar infantil trataban de ayudar a que los padres acabaran con su adicción a la cocaína, algo que a fin de cuentas no pudo lograrse.

Incluso uno de los dos menores ha dado positivo ante exámenes de cocaína, dijo una fuente.

Después de una audiencia, la esposa de C.A. perdió la custodia de su hija para siempre, una decisión que luego fue reafirmada en la apelación. C.A. apeló por separado, y su caso estaba pendiente cuando murió atropellado por un automóvil cerca de una autopista en Broward.

  Comments