Nation & World

Actriz cubana se abre camino en el sur de la Florida

Había decidido irse de Cuba y el día en que se le abrieron las puertas para un viaje inesperado a México no lo pensó dos veces. Claudia Valdés se apresuró la mañana del pasado 13 de noviembre a cumplir una promesa en el Rincón de San Lázaro de La Habana y poco después, sin cumplir todas las despedidas familiares, emprendió sola el camino que la convertiría en una inmigrante cubana en Estados Unidos.

"Nunca en mi vida había salido de Cuba, pero cuando uno llega a la conclusión que no quiere vivir más en ese país y está decidida a buscar mejores horizontes de futuro, no se mira atrás'', afirmó Valdés. "Es tremendamente difícil dejar Cuba, pero siempre se puede empezar de nuevo''.

La actriz, de 20 años, viajó a México con el propósito de cruzar la frontera y solicitar refugio político ante las autoridades estadounidenses. Llegó finalmente a Miami el pasado 17 de noviembre para reunirse con su padre y su novio, y accedió a hablar con El Nuevo Herald en vísperas del estreno local de Los dioses rotos (2008), película del realizador cubano Ernesto Daranas en la que ella desempeña un pequeño pero intenso papel.

El filme de Daranas --considerado como una obra excepcional dentro de la cinematografía cubana del último decenio-- explora el mundo de la prostitución, el proxenetismo y la marginalidad en La Habana actual.

Un universo crudo y sangriento que arrastra hoy a una generación de jóvenes ajenos a las promesas socialistas del "hombre nuevo'' y la pureza revolucionaria.

Los dioses rotos, ganadora del Premio del Público en el XXX Festival Internacional de La Habana y seleccionada por la crítica cubana como la mejor película nacional del 2008, se estrena este viernes el Teatro Tower de la Calle Ocho casi simultáneamente a su exhibición comercial en la isla. Los derechos de presentación de la cinta fueron obtenidos por el Miami Dade College a través de la firma mexicana Altavista, sin intervención de las autoridades culturales cubanas.

Aunque el personaje de Valdés en Los dioses... aparece en apenas dos escenas, la actriz reconoce que la caracterización resultó "una inmersión extremadamente difícil''. La realización de la película se extendió por casi cinco años.

"Yo tenía 18 años y había vivido hasta entonces totalmente ajena a ese mundo'', relató Valdés, que interpreta a una joven prostituta que es sometida a violentos abusos por un proxeneta.

Valdés estudió Actuación en la Escuela Nacional de Arte (ENA) entre el 2002 y el 2007. Laboró en la televisión y el teatro, y formó parte del elenco de La edad de la peseta (2006), de Pavel Giroud.

Estando ya en Miami recibió la noticia de que su rol protagónico en el filme Mañana, del realizador Pablo Trujillo, fue premiado en el XIII Festival de Cortometrajes de Valladolid, España, el pasado marzo.

Valdés se define como parte de una juventud "inconforme, rebelde y deseosa de caminos renovadores en la sociedad cubana''.

"La política es algo que ha quedado atrás para mi generación'', aseguró. "No nos interesa, no queremos oír hablar de ella''.

En referencia al movimiento de jóvenes cineastas que emergió en la isla en los años 90 al margen de las determinaciones del Instituto del Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC), la actriz opinó que ha conseguido afianzarse por "la inteligencia y la sed de trabajo de los artistas''.

"Es un movimiento moderno y renovador que está asumiendo los temas y problemas de la realidad con una mirada desinhibida, muy lejos de lo que hace el cine oficial'', manifestó Valdés.

En apenas seis meses de permanencia en Miami y al filo de los 21 años, Valdés dice sentirse ‘‘perfectamente adaptada a esta sociedad''. No ha perdido tiempo y se encuentra trabajando como empleada de una tienda de ropa femenina mientras explora posibilidades en la televisión local.

"Quiero estudiar, hablar perfectamente inglés y tratar de respirar el mismo aire que respira todo el mundo'', manifestó. "Sabía que existía un mundo más amplio de posibilidades y ahora que llegué a él no pienso descansar hasta conseguir lo que quiero''.

  Comments