Nation & World

EEUU propone conversaciones en grupo con Irán

El gobierno de Barack Obama anunció el miércoles que participará directamente en conversaciones en grupo con Irán para discutir su programa nuclear, en lo que significa otro cambio respecto de la política de su antecesor.

El vocero del Departamento de Estado, Robert Wood, dijo que Estados Unidos se sentará a la mesa "de ahora en adelante" cuando diplomáticos de alto rango de los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad y Alemania se reúnan con funcionarios iraníes para debatir la cuestión nuclear.

El gobierno de George W. Bush había desdeñado por lo general dichas reuniones si bien asistió a una el año pasado.

Wood dijo que la decisión fue transmitida a representantes de Gran Bretaña, China, Francia, Alemania y Rusia por el diplomático William Burns en una reunión el miércoles en Londres. Ese grupo conocido como "P5+1" había anunciado antes que invitaría a Irán a participar en una nueva sesión destinada a superar un estancamiento en las conversaciones.

"Estados Unidos sigue comprometido con el proceso del P5+1; lo que es diferente es que Estados Unidos se sumará de ahora en adelante a las discusiones del P5+1 con Irán", dijo Wood a la prensa y añadió que Washington confiaba en que Irán asistirá.

"Si Irán acepta, esperamos que ésta sea la ocasión de contactar con Irán acerca de cómo romper el atolladero de los últimos años y trabajar de manera cooperativa para resolver las preocupaciones internacionales sobre su programa nuclear", agregó. "Todo progreso será resultado de los esfuerzos colectivos de todas las partes, incluyendo Irán".

Wood dijo que el gobierno de Obama desea una resolución diplomática de la cuestión nuclear y que los contactos debían ser directos "sobre la base del respeto mutuo y los intereses mutuos".

"Esperamos que el gobierno de Irán opte por reciprocar", añadió.

La invitación será enviada a los iraníes por medio del director de política exterior de la Unión Europea, Javier Solana. En una declaración, el grupo saludó la "nueva dirección" de la política estadounidense hacia Irán. No dio indicación de fechas de la reunión.

Estados Unidos y algunos de sus aliados acusan a Irán de tratar de construir un arma nuclear, lo que Irán niega. Teherán insiste en que sus propósitos son civiles.

  Comments