Nation & World

Reñida contienda entre el Sí y el No en Venezuela

Las opciones que competirán el domingo por las preferencias de los electores venezolanos para decidir si se aprueba o no la reelección presidencial indefinida, se encuentran en un virtual empate técnico, según un recuento de las principales encuestas realizadas a pocos días de la consulta.

No hay un escenario definitivo y cualquier cosa puede pasar, coincidieron en señalar expertos de las encuestadoras más importantes de Venezuela, consultados por El Nuevo Herald.

Tanto los expertos como las últimas mediciones apuntaron a un margen muy estrecho para algunas de las dos opciones, con un elemento que añade mayor incertidumbre: el inusualmente alto número de indecisos, que en algunos casos alcanza el 16 por ciento de los consultados.

Los expertos atribuyen el repunte de la opción a favor del Sí a una "campaña avasallante'' por parte del presidente Hugo Chávez, que ha hecho un uso intensivo de los recursos estatales para contrarrestar el rechazo al tema de la reelección indefinida por parte del electorado.

Por otra parte, consideran que la campaña de la oposición por impulsar la opción del No ha sido poco eficaz y centrada en un enfoque más teórico que no ha logrado contrastar el avance oficialista.

Sin embargo, a pesar del repunte del Sí desde el mes de diciembre, la aprobación de la enmienda para la reelección indefinida podría sufrir una derrota debido a una conjunción de factores, precisaron expertos.

Cuatro de las encuestadores más importantes del país dan resultados cerrados y favorables a una u otra tendencia.

Según la encuestadora Datos, el Sí tiene 52 por ciento de las preferencias, mientras un 48 por ciento se inclina por el No.

Otra encuesta de la firma Hinterlaces, concluida esta semana, arrojó 49 por ciento a favor del No, y 44 por ciento por el Sí.

"La votación estará muy reñida, pero la presencia de un chavismo disidente y autónomo podría hacer la diferencia a favor del No, un factor que se muestra claramente en las mediciones cualitativas'', dijo Oscar Schemel, presidente de Hinterlaces.

Otro factor crucial, según el encuestador, es el número de electores que "no revela al encuestador por quién van a votar''. La medición de Hinterlaces estableció este grupo de electores en 11 por ciento, y "podría incinar la balanza''.

El experto llamó la atención sobre el hecho de que a pesar de la avasallante campaña oficial, ‘‘la diferencia debería ser más contundente y no lo es''.

Para el encuestador Alfredo Keller, aunque existe "una inmensa incertidumbre'', los resultados favorecerán al No en buena parte porque "el rechazo conceptual a la reelección indefinida es de casi 70 por ciento en forma consistente''.

"Por más que Chávez ha hecho de todo para tratar de cambiar el objeto de la elección, de insistir en que se trata de la reelección del presidente sino de todos los cargos de elección popular, y a pesar de que ha tirado la casa por la ventana, la gente sabe que el objetivo es el de la reelección'', dijo Keller.

El experto dijo que existe incertidumbre sobre cuál será el comportamiento de los chavistas que no están de acuerdo con la reelección. "Está por verse hasta qué punto ese grupo de chavistas pone su desacuerdo en segundo plano, y votan en favor de la propuesta de Chávez''.

En contraste, otras dos encuestadoras dan un resultado distinto.

La última medición de la firma Datanálisis, que concluyó el 11 de febrero, da como resultado un 45.3 por ciento a favor del Sí y 38.7 por ciento por el No. La encuesta también determinó que 16 por ciento de los votantes aún se encuentran indecisos.

"Ninguna de las opciones llega al 50 por ciento, ninguna está creciendo, y ya no hay las diferencias a las que Chávez nos tenía acostumbrados, de 14 y 16 puntos'', dijo José Antonio Gil Yépez, presidente de Datanálisis.

"Puede ocurrir cualquier cosa, las posibilidades están a favor del Sí, pero no son probabilidades muy altas'', indicó el encuestador, acotando que la tendencia podría variar de aquí al domingo.

Una medición del Instituto Venezolano de Análisis de Datos (Ivad), concluida el 9 de febrero, registró un 49.4 por ciento para el Sí y un 39.1 por ciento para el No. Sin embargo, registró también un 11.5 por ciento de indecisos.

De acuerdo con el experto en elecciones Joaquín Pérez Rodríguez, en cualquiera de los escenarios, "la diferencia va a ser de muy pocos puntos'', porque aunque las zonas urbanas tienden a favorecer el No, "la parte rural es donde el chavismo se da banquete''.

  Comments