Nation & World

Reeditarán en España revista de periodismo independiente

La revista bimestral De Cuba, un esfuerzo editorial alternativo que terminó con el encarcelamiento de sus principales gestores hace seis años, renacerá el próximo febrero en España con artículos y testimonios de los periodistas independientes dentro de la isla.

El proyecto estará financiado por fondos privados y sus 52 páginas estarán íntegramente dedicadas a la producción de corresponsales independientes y a las contribuciones de periodistas presos, enviadas desde las cárceles cubanas.

El principal patrocinio proviene de la Federación Española de Asociaciones Cubanas (FECU), creada a finales del 2007 con el respaldo de exiliados cubanos en España y Miami.

"Queremos rescatar el mismo ‘espíritu de pobreza' y reivindicar la modestia con que hicimos la revista en Cuba'', explicó el poeta y periodista Raúl Rivero, quien fungirá como director ejecutivo y coordinador del proyecto desde Madrid.

Rivero, quien figuró entre los fundadores de De Cuba, fue condenado a 20 años de cárcel por ejercer el periodismo independiente en la isla. Tras una intensa campaña internacional por su liberación, fue excarcelado en diciembre del 2004 y meses después pudo abandonar la isla rumbo a España.

De Cuba, editada de manera artesanal y distribuida clandestinamente, vio la luz en diciembre del 2002 con los auspicios de la ilegal Sociedad de Periodistas Manuel Márquez Sterling, y apenas pudo poner en circulación dos números antes de la ola represiva que condujo a la condena a 75 opositores pacíficos en la primavera del 2003.

Entre las "pruebas contundentes'' que se presentaron entonces contra los encausados durante los juicios sumarios de abril del 2003, estuvieron la creación, distribución o tenencia de los números 1 y 2 de la publicación. Un tercer número, con unas 400 copias rústicas, logró publicarse en septiembre del 2003, con la colaboración del disidente Vladimiro Roca.

Además de Rivero, que era el principal asesor de la revista, fueron también arrestados su director, Ricardo González Alfonso, quien cumple actualmente una condena de 20 años de cárcel, y el fotorreportero Omar Rodríguez Saludes, sentenciado a 27 años. De los tres integrantes del consejo editorial, sólo permanece activo en Cuba el periodista Luis Cino; Tania Quintero y Claudia Márquez tomaron el camino del exilio poco tiempo después.

Rivero explicó a El Nuevo Herald que la idea es revitalizar el proyecto y convertirlo en un espacio de "promoción de solidaridad'' hacia la prensa independiente dentro de la isla. Se publicarán crónicas, artículos, relatos y cartas de periodistas cubanos, y todas las colaboraciones serán remuneradas como una vía de respaldo a los autores y sus familias.

Se calcula que un centenar de personas integran el movimiento de prensa independiente dentro de Cuba, formado a partir de pequeños grupos y agencias a lo largo del país.

"Queremos que siga siendo un testimonio directo desde Cuba, no habrá colaboraciones desde el exterior'', explicó Rivero. "Sólo habrá una sección para grandes firmas invitadas que escribirán un breve mensaje de aliento profesional y de voluntad democrática''.

Entre las personalidades invitadas están el ex presidente checo y dramaturgo Vaclav Havel, los escritores Mario Vargas Llosa, Jorge Edwards y Marcos Anguinis, y el conocido periodista Adam Michnik, quien fue prisionero por sus ideas políticas en la Polonia de 1983.

Para la segunda etapa de De Cuba, González Alfonso se mantendrá como director y ya ha dado el visto bueno al proyecto desde la cárcel.

Un ejemplar facsimilar del primer número de De Cuba se editó ya en diciembre para promover el proyecto entre intelectuales, instituciones profesionales, medios de comunicación y periodistas famosos a nivel internacional.

La revista publicará bimestralmente unos 1,000 ejemplares y una cantidad de ellos serán enviados a Cuba por diversas vías.

  Comments