Nation & World

La actividad sexual aumenta en Navidad

La temporada es festiva en más de un sentido.

El período entre Navidad y Año Nuevo produce una elevación marcada en el nivel de actividad sexual y embarazos en Estados Unidos, según los investigadores de biorritmos y los fabricantes de productos relacionados con el sexo.

Se le atribuye ese aumento al asueto festivo y a resoluciones de Año Nuevo de tener hijos. Otro factor contribuyente es el excesivo consumo de alcohol en los festejos.

"Ahora mismo, justo antes de Año Nuevo, tenemos el tope en ventas'', dice David Johnson, administrador de producción de condones Trojan, la marca principal de Estados Unidos.

Es de esperar que esos aumentos se revelen después en el número de nacimientos en septiembre, según David Lam, del Centro de Estudios de Población de la Universidad de Michigan en Ann Arbor.

Esas intimidades festivas no son sólo un rito estadounidense, según Gabriele Doblhammer, del Instituto de Investigaciones Demográficas Max Planck de Rostock, Alemania. El aumento de la actividad sexual alrededor de Navidad y Año Nuevo "es característico de las culturas cristianas en las que se ha estudiado eso'', dicen Doblhammer y su colega Joseph Lee Rogers.

Un cuarteto de investigadores británicos de salud pública llegaron al punto de comparar el período en cuestión a un "festival de fertilidad'' en un artículo publicado por el Journal de la Royal Society of Medicine en 1999. Según ellos, esos festivales están "vinculados a una mayor oportunidad de interactuar socialmente y en general una actitud más hedonista hacia la vida''.

Reconociendo los peligros implícitos, la Agencia Británica de Educación de Salud una vez sacó un anuncio sobre condones antes de Año Nuevo con el comentario: "Por si no hemos olvidado del todo a los viejos conocidos''.

¿Y aquello de que la primavera es la temporada para el amor?

En casos de parejas escasas de tiempo, la intimidad florece en los raros recesos de fines de semana largos, según dicen los analistas.

Por tanto, los fines de semana tales como el del 4 de julio, el Día de Recordación y el Día del Trabajo en Estados Unidos también producen aumentos en las ventas de condones, dice Johnson, de la compañía Trojan.

Y añade que lo mismo pasa en vísperas del día de San Valentín.

"También antes del Día de las Madres hay un pequeño aumento''.

Till Roenneberg, del Instituto de Sicología Médica de la Universidad de Munich, dijo en una entrevista que el vínculo del aumento de concepciones en EEUU con las fiestas es relativamente nuevo.

Roenneberg siguió diciendo que en los países industrializados la gente cada vez está más protegida del sol porque se trabaja más bajo techo, y las variaciones de temperatura y humedad son más ligeras porque en los interiores hay calefacción y aire acondicionado.

Una vez que las fluctuaciones naturales que influyen sobre las cualidades de la esperma y el óvulo se obvian, según él, los factores menos obvios tales como los fines de semana de tres días se hacen visibles.

Las conclusiones de Roenneberg se derivan de estudios de tendencias en la natalidad en 166 regiones del globo. Los datos son tan antiguos como de 1669 y totalizan más de 3,000 años de experiencia humana.

  Comments