News

Un negocio cultural

Irene Báez y su familia siempre traían a casa artesanía mexicana de sus viajes.

Su casa está llena de dichos articulos.

"Tradicionalmente, quieres mantener tus raíces vivas," dijo Báez, de 44 años de edad y madre de cinco.

Cuando sus amistades comenzaron a pedirle artículos, esculturas y ropa tradicional importados, ella miró una oportunidad empresarial.

"Simplemente nos animámos," dijo Báez.

El taller de Báez, Jiménez Imports, se encuentra en el 7823 Thornton Road, donde los entusiastas de las decoraciones rústicas mexicanas encontraron un refugio cultural lleno de cántaros, pinturas de aceite, muebles de madera, obras de hierro, cerámica y otras creaciones hechas a mano por personas indígenas que por lo regular no se encuentran en otras tiendas para el hogar.

"Nosotros no compramos 100 de la misa cosa," dijo Báez. "Mucha gente no quiere lo que tiene la comadre. Ellos quieren ser los únicos que lo tienen."

  Comments