Entertainment

Mezcla de música tradicional con lo nuevo resulta en éxito para La Cuneta Son Machín

La Cuneta San Machín está promoviendo su más reciente álbum, ‘Cañambuco,’ en su gira que llega a Sacramento el 5 de febrero.
La Cuneta San Machín está promoviendo su más reciente álbum, ‘Cañambuco,’ en su gira que llega a Sacramento el 5 de febrero. Especial para Vida en el Valle

La Cuneta Son Machín tiene una misión muy sencilla: Educar el mundo por su música que Nicaragua no es un país de guerra, de problemas políticas, de corrupción o de desastres naturales.

“Es mucho más. Hay tradición. Hay alegría. Hay cultura,” dijo Augusto ‘El Negro’ Mejía, el director musical de la banda en una entrevista telefónica esta semana.

“Nuestra idea es seguir creciendo. Quisiéramos viajar más, grabar más música y, sobre todo, quisiéramos que en el extranjero se vieran a conocer otros géneros musicales y músicos que nos gustaría que los conozcan en otros países.”

Mejía explicó que Nicaragua “ya no es como hace 20 años cuando era peligroso.”

La Cuneta Son Machín – cuyo penúltimo álbum ‘Mondongo’ fue nominado al Grammy en 2016 en la categoría mejor álbum latino rock, urbano o alternativo– ha encontrado que su mezcla de la música callejera nicaragüense con rock, con soul y rap ha sido aceptado no solo en su país natal pero en los Estados Unidos y otros países.

La banda, que cuenta con tres músicos de la familia Mejía-Godoy, se presentará el lunes (5 de febrero) en el club Harlow’s Restaurant & Nightclub, 2708 calle J en Sacramento, a las 8 p.m. Los boletos son de $15 a $18.

La Gira Cañambuco continuará por 13 ciudades americanas, inclusive Santa Cruz (6 de febrero en Moe’s Alley), San Francisco (7 de febrero en Slim’s), Isla Vista (9 de febrero en la escuela Isla Vista), y Guadalupe (10 de febrero en el ayuntamiento de la ciudad).

La cuneta-1
El álbuma ‘Mondongo’ de La Cuneta Son Machín fue nominado al Grammy en 2016 en la categoría mejor álbum latino rock, urbano o alternativo. JULIO MEDINA Especial para Vida en el Valle

La música, cree Mejía, tomo un papel grande en la recuperación positiva de su país.

“Desde niños, estuvimos observando la idea de que hacer música es algo importante para el desarrollo de este país,” dijo Mejía, quien también es fotógrafo y ha lanzado una línea de ropa.

Mejía ve en mezclar lo tradicional con el moderno que La Cuneta Son Machín está “refrescando la música tradicional de Nicaragua.”

“Estamos tratando de que la juventud se involucrara con la tradición y el folklore,” dijo Mejí. “En los tiempos actuales, la juventud está bastante desconectada con la tradición; y, hemos logrado con este proyecto que los jóvenes en Nicaragua sientan una nueva conexión con la música tradicional, lo que a nosotros nos alegre mucho porque ya es un importante proyecto.”

El grupo usa la energía del vocalista Carlos ‘Frijol’ Guillén para presentar una fiesta contagioso en el escenario.

Lo que uno escucha en los tres álbumes de La Cuneta Son Machín no es lo que experimentan en un concierto, según Mejía.

Nos sentimos afortunados, dichosos de poder estar viajando y hacer algo que hace 10 años parecía imposible para cualquier agrupación nicaragüense.

Augusto ‘El Negro’ Mejía

“En realidad, la ejecución de la música cumbia tradicional en Nicaragua se realiza en ambiente donde usualmente hay mucha alegría, muchas fiestas patronales, fiestas populares, el ambiente de la calle,” dijo Mejía. “Y, nosotros de una manera cuando ejecutamos esa música, yo siento, que nos transportamos a esos lugares, a esas fiestas populares y alguna manera vivimos esa pasión que se vive cuando los músicos ejecutan esa música.”

Los integrantes ha estado juntos por nueve años, algo que Mejía lo atribuye a haber experimentado juntos “lo difícil de desarrollar un proyecto en Nicaragua” por lo complicado de encontrar recursos suficientes.

“Nosotros somos amigos, no somos músicos de sesión,” dijo Mejía. “Nos sentimos afortunados, dichosos de poder estar viajando y hacer algo que hace 10 años parecía imposible para cualquier agrupación nicaragüense.”

La respuesta del público en el extranjero ha sido positiva, especialmente en lugares donde residen nicaragüenses.

“Esa es la parte de nostalgia, una conexión con su país,” dijo Mejía de la recepción en los Estados Unidos y Europa. “Hay gente que no sabe mucho de Nicaragua porque tampoco Nicaragua exporta tanta cultura.”

Esa gente se sorprende que el grupo pasa de una cumbia tradicional a “un rap bastante fuerte,” dijo Mejía. “Nos entendemos. Les gusta la idea de ver que la música tradicional de un país se puede insertar en un rito completamente actual, moderno.”

Las audiencias en los conciertos van a experimentar algo diferente de lo que escuchan en los discos.

Tratamos de ser bien como una radiografía, o una pintura, de lo que es la vida cotidiana en Nicaragua a través de nuestras canciones.

Augusto ‘El Negro’ Mejía

“En vivo, en live, en los conciertos tratamos de mezclar cosas que la gente conoce, algún elemento de música tradicional latinoamericana, algunas cumbias mexicanas y algunas cumbias colombianas porque sabemos que en nuestros conciertos van mucha gente latinoamericana,” dijo Mejía. “Entonces hacemos, por ejemplo, poppurris que son de 20 a 30 minutos. Son canciones nuestras y canciones latinoamericanas o nicaragüense.”

Lo importante, continuó, “es tratar que las composiciones sean actuales musicalmente.” Es decir que el sonido sea “completamente nicaragüense. Que la gente conozca como se haga.”

“Tratamos de ser bien como una radiografía, o una pintura, de lo que es la vida cotidiana en Nicaragua a través de nuestras canciones.”

La Cuneta Son Machín, según Mejía, vive para “traer música con responsabilidad, que la música siempre sea un vehículo para trasmitir valores a la sociedad. Ir con la responsabilidad de ser músicos.”

Así es como el grupo ha convertido “la música de los indios” a ser música más aceptada. Mejía dijo que México experimento lo mismo con la música tradicional hace 30 o 40 años.

“Así que nosotros estamos intentando cumplir con ese rol,” dijo Mejía, “cumpliendo con ese rol que alguna banda tenía que hacer de dar un valor a la música tradicional.”

Aunque han lanzado tres álbumes y han han sido nominados para el premio Grammy, el grupo no ha llegado a donde quieren ir, según Mejía.

“No es donde nosotros quisiéramos llegar,” explico Mejía. “Nosotros quisiéramos algún día poder viajar realmente por todo el mundo llevando ese mensaje de que Nicaragua hoy es diferente, de que Nicaragua ha cambiado, de que Nicaragua no es un país que solo son guerra, problemas políticas, corrupción y desastres naturales que es lo que gente reconoce de Nicragua en el extranjero.”

Mejía da un señal de aprobación a California por tener un ambiente positivo. El grupo ha viajado a Texas y la costa este, dijo Mejía.

“Realmente el lugar que más nos gusta es California,” dijo Mejía. “Sentimos que hay un mezcla cultural muy hermosa. Se hace notar en la cultura. Nos gusta la abierta que es la gente.”

California, dijo Mejía, “es la vanguardia de derechos humanos. Hay varios movimientos. Hay un balance de ecología y medio ambiente.”

Detalles: www.lacunetasonmachin.com, o correo electrónico a lucunetasonmachin@gmail.com.

La Cuneta Son Machín

Carlos Luis ‘La Bujilla’ Mejía / Marimba, timbales

Carlos ‘Frijol’ Guillén / Voz lider

Ernesto ‘Matute’ López / Batería, timbales, coros

Omar ‘El Profesor’ Suazo / Guitarras

César ‘El Puma’ Rodríguez / Teclados

Augusto ‘El Negro’ Mejía / Bajo, coros

Jemax Rojas Luna / VJ

Erick Reyes / Técnico de audio

‘Juancito’ / Asistente de escenario

  Comments